CAPÍTULO 28: EPR, NUEVA AMENAZA EN MÉXICO


El autodenominado Ejército Popular Revolucionario (EPR), un grupo conformado por hombres y mujeres, no sólo ha reivindicado los últimos atentados contra gasoductos en México, sino que ha hecho resurgir el fantasma de la guerrilla en este país.

Contra la industria petrolera

El lunes pasado, un ataque con explosivos ocasionó serios daños en la red de gasoductos de Pemex, en los estados de Tlaxcala y Veracruz, en el centro y sureste del país.

“Unidades militares pertenecientes a nuestro ejército colocaron 12 cargas explosivas en igual número de gasoductos de Petróleos Méxicanos”, decía un comunicado de los rebeldes.


Sabotaje en Pemex

Más de 2,500 empresas de 10 estados suspendieron sus labores por falta del abasto natural tras los ataques, que terminaron afectando el 25% de la producción del combustible. Entre las afectadas se encontraban las fábricas de Volkswagen, en Puebla, y de Honda, en Guadalajara, que se vieron obligadas a suspender durante varios días la producción de vehículos.

Los problemas de falta de gas se extendieron al Distrito Federal, Veracruz, Puebla, Hidalgo, Guanajuato, Estado de México, Tlaxcala, Querétaro, Guanajuato, San Luis Potosí, Aguascalientes y Jalisco. Las pérdidas económicas se calcularon en $800 millones.

Video


Dieron la cara responsables de atentados

Horas después del ataque, las autoridades federales dijeron haber encontrado un mensaje del subversivo EPR en uno de los ductos de la paraestatal, adherido a un explosivo que no estalló.

Luego, los subversivos lo corroboraron: “Asumimos la responsabilidad de las explosiones en ductos de Pemex en Veracruz y Tlaxcala, en exigencia de la presentación con vida de nuestros compañeros Edmundo Reyes y Gabriel Alberto Cruz, detenidos-desaparecidos desde el 25 de mayo”.

Para el experto en Seguridad Nacional René Jiménez, lo ocurrido es un mensaje del grupo armado sobre su capacidad de operación, pues las centrales dañadas se encuentran en lugares ocultos que supuestamente nadie ajeno a la organización petrolera podría conocer.

Antes sucedió en Querétaro y Guanajuato. Fue en julio pasado, cuando el grupo insurgente que había amenazado con seguir una “campaña de hostigamiento contra los intereses de la oligarquía y del gobierno ilegítimo -de Felipe Calderón-“, provocó aparatosas explosiones en ductos de Pemex en esas localidades.

Golpes bien calculados

Petróleos Mexicanos informó que la localización de las detonaciones evidencia están dirigidas a perjudicar específicamente el abasto de gas a las regiones industrializadas del centro y norte del país.

“Son golpes tan bien calculados, que llevan a preguntarse si este grupo guerrillero tiene la capacidad operativa y económica para poder obtener información confidencial que les permita hacer atentados de tal magnitud”, comentó Jiménez.

Según Jiménez, sin duda la guerrilla ha tomado fuerza y ha aprovechado bien el tiempo que estuvo fuera de la escena pública.

El EPR nació en mayo de 2006, como resultado de la unión de 14 organizaciones armadas, entre ellas el Partido Revolucionario Obrero Clandestino Unión del Pueblo (PROCUP) y el Partido de los Pobres (Pdlp), de Lucio Cabañas.

El 28 de junio de ese mismo año el grupo guerrillero apareció en la comunidad de Aguas Blancas, en Guerrero, en conmemoración de la matanza de 17 campesinos que ocurrió en ese lugar un año atrás.

La nueva organización es la heredera directa de la guerrilla mexicana de los años setenta, que descollaba proyectos de corte marxista leninista, pero que fue abatida por el gobierno durante la llamada guerra sucia, que dejó centenares de muertos y desaparecidos políticos.

Casi 20 años después,”el EPR sigue refugiándose en el socialismo y busca reorganizar las posturas insurgentes que existen en el país”, comento el también especialistas en Seguridad Nacional, Guillermo Garduño.

Entre sus objetivos se destaca la toma del poder político, la instauración de la dictadura del proletariado y la construcción del socialismo en México, a través de la vía armada, y se rumora que algunos de sus miembros formaban parte de los cuerpos de inteligencia del gobierno.

En sus estatutos defiende la nacionalización de la banca y los medios de comunicación, de los servicios de transporte, salud y educación, así como el desconocimiento de la deuda externa nacional.

El EPR apoya además, a nivel moral, al grupo Euzkadi, una asociación de madres y esposas desaparecidos políticos, presidida por la actual senadora Rosario Ibarra de Piedra, aunque esto no signifique que exista una relación directa entre ellos, comentó Garduño. “Es un vínculo civil”.


El EPR apoya además, a nivel moral, al grupo Euzkadi, una asociación de madres y esposas desaparecidos políticos, presidida por la actual senadora Rosario Ibarra de Piedra, aunque esto no signifique que exista una relación directa entre ellos, comentó Garduño. “Es un vínculo civil”.

Bombas y AK-47

Aunque a últimas fechas el Ejército Popular Revolucionario ha desarrollado actividades clandestinas en una decena de estados, tiene sus bases principales en el sureste del país, en Chiapas, Guerrero y Oaxaca, donde ejecutó ataques a bases de la Armada y la Policía de la región.

Su estrategia militar está regida por la colocación de explosivos de mediana potencia en lugares estratégicos “que requiere conocimientos y entrenamiento especializados en la materia”, indicó Garduño.

En junio pasado, el diario Reforma informó que la cargas empleadas en los atentado de entonces, fueron similares a las que suele utilizar el grupo separatista español ETA.

Además, “probablemente llevan consigo armas ligeras y rifles AK-47, listos para ser utilizados durante alguna contingencia, en un enfrentamiento”.

A decir de Garduño la organización interna se ve altamente calificada y con células distribuidas en diversos lugares, lo cual permite su movilidad y alta capacidad de penetración.

“Suena preocupante el nivel de organización que habría alcanzado la guerrilla”, comentó por su parte el periodista y especialista en guerrillas, Javier Ibarrola.

Un crecimiento originado a partir de fuertes financiamientos, que según el autor de la columna Fuerzas Armadas del diario El Universal podría venir de distintas fuentes: el narcotráfico, algún sector político resentido por las actuales condiciones del país, e incluso grupos que buscan desestabilizar el funcionamiento de la paraestatal petrolera con intereses económicos y políticos.

Actualmente Pemex enfrenta un arduo debate político en torno a su eventual privatización. Mientras algunos grupos pugnan por su venta a capitales extranjeros para resolver sus problemas financieros, otros alegan que es parte del patrimonio de los mexicanos.

Según reportes de prensa, en el último trimestre la empresa estatal habría registrado pérdidas por $915 millones (10 mil 100 millones de pesos).


Su estrategia militar está regida por la colocación de explosivos de mediana potencia en lugares estratégicos “que requiere conocimientos y entrenamiento especializados en la materia”, indicó Garduño.

Según Guillermo Garduño, el grupo armado ha dejado ver su influencia en el reciente conflicto magisterial contra el gobernador de Oaxaca, Ulises Ruiz, al punto que alcanzó a “infiltrar la APPO (que aglutinó a los grupos opositores) y marcó línea en el movimiento de masas”.

“También ha desarrollado ataques contra oficinas electorales; al parecer tienen vínculos con algunas facciones de la alianza que refutó la derrota del izquierdista Andrés Manuel López Obrador en los comicios presidenciales del año pasado, aunque no forma parte de ella”.

En noviembre de 2006, el gobierno responsabilizó al EPR de una serie de atentados en la Ciudad de México que golpearon las instalaciones centrales del Partido Revolucionario Institucional, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación y una institución bancaria, sin dejar muertos, ni lesionados.

Esta es una de las características de la agrupación guerrillera, “que normalmente lleva a cabo sus ataques durante la madrugada, intentado evitar riesgos entre la población”, explicó el experto en seguridad René Jiménez.

Dos años antes, el grupo armado fue vinculado con el linchamiento de tres agentes de la Policía Federal Preventiva, en un poblado rural del sur de la capital, mientras investigaban la presencia de los rebeldes en la zona.

Según reportó la prensa, los habitantes del pueblo de San Juan Ixtayopan fueron azuzados para golpear a los agentes y quemarlos vivos en la plaza del pueblo, señalados como secuestradores de infantes.

Pero a decir de Jiménez ahora sus niveles de tecnificación y exactitud han evolucionado. Sus ataques son más precisos, mejor planeados, y el horizonte de daños al país es mucho mayor.

Garduño cree que la única salida a la encrucijada que quiere plantear el grupo guerrillero es el diálogo. Hay que intentar transformar la guerrilla en una organización civil que partícipe del proceso democrático que vive el país.

“Yo puedo entender la presencia de la guerrilla en un régimen autoritario, porque no hay otro camino”, opinó, “pero en la democracia no cabe”.


Dos años antes, el grupo armado fue vinculado con el linchamiento de tres agentes de la Policía Federal Preventiva, en un poblado rural del sur de la capital, mientras investigaban la presencia de los rebeldes en la zona.

Enlaces relacionados

Fue hallado sin cabeza ni pies

Los dos ‘Gritos’ en el Zócalo

Agente federal fue tiroteado

Nuevo sabotaje en Pemex

Firmas contra violencia de género

Nuevo sabotaje en Pemex

Presunta guerrilla atacó prisión

México de guerrillas y guerrilleros

Guerrilla reapareció en México

Guerrilla mexicana rechaza la paz

FUENTE –>

http://www.univision.com/content/content.jhtml?chid=3&schid=12199&secid=12200&cid=1288827&pagenum=1

———————————————————————————————————-

Esta noticia nos puede servir para ver como está el mundo con relación a nuestro país, España, y el chollo que supone vivir en el mismo. Por supuesto que aquí hay muchas cosas que corregir, todos los partidos políticos mienten y son corruptos (unos más que otros, pero eso es difícil de averiguar, ya que las noticias están tan manipuladas que resulta muy complicado comprobar la verdad y en muchos casos sólo podemos intuirla, o especular con ella)

El Ejército Popular Revolucionario de México (EPR) no sólo amenaza la seguridad del ciudadano mexicano, sino que compromete también su trabajo, ya que este grupo atenta contra la industria que dota de recursos y empleo al pueblo mexicano.

Parece ser que estratégicamente con muy buenos y complicados de neutralizar, ya sus golpes los tienen bien calculados…

El reportaje habla por sí solo, además aporta numerosos links para el seguimiento completo de la noticia. Hay que observar el entorno para poder valorar lo más objetivamente nuestra situación y la de cada uno en particular e intentar dejar atrás los numerosos prejuicios que los medios de comunicación intentan ejercer sobre nuestra mente (que en la mayoría de ocasiones consiguen).

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sociedad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s